¿Trabajo desde la oficina o en casa?

Lo mejor de trabajar desde casa es que puedes pasarte todo el día en pijama y lo peor es que te pasas todo el día en pijama”, he escuchado recientemente.

En mi opinión, trabajar desde casa es un arma de doble filo. Puedes sentirte más cómodo, pero por el contrario, puedes no saber realmente cual es el tiempo de trabajo y descanso. Y fundamentalmente y si dependes de alguien, demostrar que estás full time como si estuvieras trabajando desde la oficina.

Gracias a internet y a las nuevas tecnologías, hoy en día se puede trabajar perfectamente en equipo con trabajadores que se encuentren en diferentes ubicaciones sin que tengan que estar bajo el mismo techo. Pero por otro lado, – aunque cada vez se esté planteando más en ciertos tipos de empresas y de puestos – no está considerado como algo positivo y es prácticamente un tema que no se puede ni llegar a plantear.

 

deudae, el blog de las pymes, teletrabajo

 

A continuación te facilitamos algunos consejos para la ‘puesta en marcha’:

 

Prepara un espacio de trabajo confortable: El lugar que has escogido para trabajar, deberá ser utilizado para ello. No es conveniente ir cambiando todos los días de estancias por casa. Mantén espacios separados y que los límites entre el trabajo y tu vida personal estén definidos.
Establece rutinas: Eres tu propio jefe, tienes que saber gestionarte desde el ‘minuto uno’ y llevarlo a la práctica día tras día. Esto también provocará que si la manejas bien, puedas mejorar considerablemente tu productividad organizándote a tu modo sin las interrupciones comunes.

Autoexigencia: El nivel de autoexigencia con la que tienes que trabajar tiene que ser aun más alta que si trabajaras en la oficina. En tu puesto de trabajo tus compañeros ven tu día a día, desde tu casa, no.

Identifica picos de productividad: En tus primeros días de ‘teletrabajo’, analiza en qué momentos rindes más y organiza tus tareas en función de dicho horario.

Utiliza la tecnología: Existen aplicaciones para trabajar en equipo de manera remota, aplicaciones para organizar tareas, gestión de la nube

Gestiona diferentes sensaciones: Aislamiento, falta de motivación por la falta de supervisores, inseguridad, etc. Deberás saber que si decides trabajar desde casa, en algún momento tendrás que saber solventar diferentes estados de ánimo.

Este punto aunque a priori pueda parecer remoto, sucederá. Es normal perder algo de perspectiva. Métodos caseros tan simples como una pizarra con mensajes positivos y recordatorios de tus objetivos, logarán mantener tu motivación.

 

¿Qué opinas del teletrabajo? ¿Te gusta ir a trabajar a una oficina o prefieres desde tu casa con todo lo que ello implica?

¡Gracias por leernos una vez más!

 

Autor: Ana Arias

Diplomada en Publicidad y Máster en Recursos Humanos. Apasionada de la Venta. En toda mi trayectoria profesional me he dedicado a la venta en diferentes ámbitos empresariales. En nombre de los que colaboramos en elblogdelaspymes esperamos que os resulten interesantes los temas que tratamos. Cualquier sugerencia, no dudéis en escribirnos; será un placer para nosotros recibir vuestros comentarios.

Compartir Esta Entrada En

Enviar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *